Ayunar eleva el riesgo de diabetes

Peligro de las dietas intermitentes, Ayuno y diabetes tipo 2

El peligro del ayuno intermitente para perder kilos en poco tiempo no sólo consiste en que se recupera el peso rápidamente, también surge el riesgo de desarrollar diabetes.   

Cuando una persona evita (voluntariamente) el consumo de cualquier alimento durante 12 a 18 horas seguidas, o ingiere tan solo 500 calorías uno o dos días por semana, acaba recuperando el peso perdido a medio plazo. Sin embargo, el principal problema con este régimen adelgazante no tiene tanto que ver con el volumen corporal.

De acuerdo con estudio de la Universidad de Sao Paulo, Brasil, las dietas intermitentes impactan de forma negativa sobre la actividad de la insulina, por lo que aumentan seriamente el riesgo de diabetes tipo 2.

En el marco del XX Congreso de la Sociedad Europea de Endocrinología (ESE), celebrado en Barcelona, España, Ana Bonassa, directora de la investigación, explicó que éste es "el primer trabajo en mostrar que, pese a la pérdida de peso, las dietas basadas en el ayuno intermitente afectan el páncreas y la función de la insulina en individuos sanos, lo que puede llevar al desarrollo de diabetes y otras graves enfermedades".

En el estudio, los autores sometieron a ratas adultas a un ayuno intermitente por tres meses, al término de los cuales los animales perdieron peso y redujeron su ingesta de comida, aunque también presentaron daño considerable en las células responsables de producir insulina (beta de los Islotes de Langerhans), ocasionado por incremento en radicales libres y elevación de los marcadores de resistencia a la insulina.

Si bien se realizarán más investigaciones, los autores advirtieron que el ayuno intermitente puede mermar la capacidad del organismo de producir insulina y utilizar esta hormona de una forma correcta, favoreciendo la aparición de la diabetes tipo 2 y de otras enfermedades metabólicas.