Para agrandar el pene, jelqing

  • SyM - Jenny Ramírez
Método jelqing, Agrandar el pene
Constancia en la práctica del método jelqing ayudará a alargar tu pene.

"¿Cómo agrandar el pene?" es la pregunta de millones de hombres en el mundo que no están satisfechos con el tamaño de su "amigo". Para resolver esta "necesidad" surgió el método jelqing, que consiste en dar masajes al miembro masculino.

Objetivo: hacer crecer el pene

Jelqing es un ejercicio para el alargamiento del pene que implica movimientos manuales concretos (como si se estuviera ordeñando una vaca, de ahí el nombre jelqing) con la finalidad de que la sangre fluya por el miembro con mayor fuerza.

Esta potencia hará que la presión interna aumente causando microdesgarros en el tejido, los cuales cicatrizarán haciendo que el tejido aumente su volumen. Por tanto, el pene tendrá mayor longitud y grosor.

Se dice que con la rutina jelqing, la elongación peneana es 15 a 25% del tamaño inicial. Sin embargo, no es un recurso aceptado médicamente y, si no se realiza adecuadamente, puede causar dolorosos efectos.

El jelqing se distingue de la masturbación porque sus movimientos son mucho más lentos, no tiene la finalidad de eyacular y no se acaricia la punta del pene.

No es recomendable que niños y adolescentes apliquen la rutina jelqing, pues su pene aún está en crecimiento.

¿Cómo hacer el jelqing?

Toma en cuenta tres aspectos básicos:

  • Calentamiento: como todo ejercicio, es importante realizar un calentamiento previo a fin de evitar lesiones y mantener tu pene sano. Para eso remoja una toalla en agua tibia y envuelve tu pene durante 5 minutos, o un baño caliente por 10 minutos.
  • Erección: tu miembro debe estar en un punto intermedio: ni totalmente flácido, ni totalmente erecto, sobre todo si eres principiante; si lo haces con una erección completa, "corres" el riesgo de realizarla incorrectamente.
  • Lubricación: evita que la piel de tu pene se irrite usando lubricante, pero no shampoo ni jabón, pues los perfumes pueden irritar esa delicada zona.

Ahora sí, ¡jelqing paso a paso!

  1. Coloca los dedos índice y pulgar en forma de Ok 👌. Ubica el círculo formado con tus dedos sobre la base de tu pene.
  2. Estira poco a poco hacia arriba, despacio y sin hacer mucha fuerza para que la sangre fluya uniformemente.
  3. Mientras realizas este movimiento, haz un Kegel presionando el músculo pubocoxígeo (pc).
  4. Antes de que llegues al glande, frena y deja de presionar el músculo pc. Hasta este punto has realizado el jelqing básico correctamente.
  5. Se puede hacer más lento para aumentar el grosor del pene y más rápido para mejorar la longitud.
  6. Repite este movimiento durante 5 a 10 minutos, sin superar los 20, 2 o 3 días a la semana.
  7. Mantén el nivel de erección adecuado, si sube o baja, detente y vuelve a comenzar cuando sea óptimo.
  8. Cuando finalices la sesión, vuelve a aplicar el calentamiento previo a manera de relajación.
  9. A partir de la segunda semana, haz los ejercicios de jelqing 5 días seguidos con 2 de descanso.

Riesgos del jelqing

Realizar esta rutina muy rápido o con mucha fuerza, sin lubricante, saltándote el calentamiento previo o con mucha frecuencia puede causar daños en la piel o en los tejidos internos del pene. El jelqing no debe doler, si esto sucede, interrúmpelo de inmediato.

¿Funciona?

Como todo ejercicio, la constancia es clave; si no, el pene (como cualquier otro tejido) volverá a su tamaño original. Ten paciencia, los resultados podrían verse hasta después de 3 semanas de práctica.

Además, toma en cuenta que para lograr la satisfacción sexual, el tamaño del pene no es lo más importante, sino el buen desempeño.

descarga este artículo en PDF